Todo es un espejismo

 
 Vivimos en un espejismo de mierda. Todo podría ser de otra forma si, al levantarnos por la mañana, nos pusiésemos de acuerdo para que las cosas fuesen de otra manera. Pero seguimos alimentando este infierno que hemos creado día a día, acto a acto. Sí, todo esto está forjado sobre los actos individuales de millones de personas. ¿O creéis que hay algo superior que regula el funcionamiento de nuestro mundo?

Reaccionamos al deseo, al hambre y a la sed de sustancias y de experiencias. Solo el hambre, la sed y el deseo regulan todo nuestro mundo. Queremos tener el estómago lleno, que el sol nos de en la cara, tener nuestros orgasmos y que nuestros hijos vayan a la universidad. O simplemente que se casen y poderles dar una dote. O que lleguen fuertes a cierta edad para que puedan trabajar en la fábrica de Inditex y traer cuatro perras a casa. 

No somos nadie sin nuestra ración diaria de soma. La wifi nos da conexión a la comunidad virtual, y todos lloramos al unísono. Es terrible lo que está pasando. Je sui todos los muertos del mundo. Llega la hora de cenar. Deja el móvil y atiende a la tele. ¿Qué tal en el cole? Bien, la maestra me puso una pegatina por tener el cuaderno ordenado. Eso me dará grandes competencias para sobrevivir a los bombardeos el día de mañana y a la puñetera apocalipsis zombie que nos llevan vendiendo durante años y años. 

Bueno, no os preocupéis. Todo esto son ideas inconexas de un día después. Uno más. Un día más en el que saltan miembros por los aires. En los que salen listas de muertos en los periódicos. Pero qué más da. Al final todos moriremos, de una forma u otra. Estaremos en una lista o en una esquela. Todo acabará. Habrá una glaciación, una tormenta solar, una guerra nuclear o un cataclismo masivo que acabará con nosotros, una mota de polvo en un universo infinito. Y ya seremos nada. Y ninguna mente nos recordará. Fin. Descanso. Nada. Muerte. Vida. 

3 Responses

  1. Brutal… siempre te leo y siempre me encanta lo que escribes, aunque pocas veces te lo digo. Pero es que tu forma de expresarlo suele llegarme al alma. Y hoy lo has hecho de nuevo. Lucidez y pura verdad sin tapujos. Un abrazo killer!

Deja un comentario